Goienkarterriko Parrokiak - Vìcaría II

Goienkarterriko Parrokiak
PARA NO PERDERNOS LA VIDA PDF Imprimir E-mail
Oraciones
Martes, 13 de Septiembre de 2011 14:10

Nos perdemos. Perdemos el horizonte, nos desanimamos, nos agobian los trabajos, las cargas familiares, las laborales… Se multiplican los compromisos…Nos preocupa y ocupa nuestra situación política, los desajustes sociales, las miserias humanas que nos rozan y las nuestras propias que nos invaden…¿Cómo vivir bien sin que nada cambie?... La respuesta para mí es darle el primer tiempo a lo espiritual. Acallar. Situarme en el silencio. Tener un tiempo sagrado para sacralizar todo lo que venga. Lo podemos llamar oración, meditación, silencio…De pronto he caído en la cuenta de lo poco que disfruto de la vida, lo limitada que es mi comprensión, lo superficial de mi mirada…Orar es conectar con ese nivel más profundo, cuando todo se aquieta y se entra en el silencio, en el adentro que no alteran los ruidos que llegan del exterior. Es parar el tiempo para estar simplemente ante el Misterio, sabiendo que nada se sabe, haciendo esfuerzos de estirar los brazos y dedos hasta tocar un agua en el fondo de mi pozo. Y si se llega, quedarme muy quieta. Y si no se llega, volver a intentarlo… Afinar los sentidos para llegar a gustar de la vida, salir a la calle y ver lo que hay; que las prisas no me roben la vida y sus goces, esos, los más pequeños, los más finos…Jesús miraría así, tocaría así, comería y bebería así, escucharía así y por eso supo oír hasta a los que no le llamaban. Pasaba y se enteraba, porque vivía de otro modo…Un día descubrí la grandeza de ese despedirse él de la gente. Me paró en seco esta frase y todo lo que ella decía de la humanidad de Jesús. Ese detalle insignificante estaba lleno de contenido sobre su persona: despedirse. Me detuve en pensar cómo despediría a cada una de las mujeres (seguramente mayoría) con sus hijos. Cómo les tomaría las manos y pondría las suyas sobre sus hombros, las caricias a sus hijos, las palabras personales que diría a cada una mirándoles a los ojos… Despedirse es un gesto muy importante, es como el culmen de la comida ofrecida; después de saciar el cuerpo, saciar el alma.Jesús era así porque oraba, se buscaba esos tiempos personales de soledad acompañada. Oraba y ese orar llenaba de Presencia todo su actuar…

Para poder vivir desde esa profundidad, no hay que dejar sonar el despertador y empezar a contaminarnos por los ruidos, las malas noticias, las carreras para llegar a tiempo. Antes hay que situarse en mi yo más real. Saberme acompañada, dejar que Dios afine mis cuerdas que se desperezan sin tensión. Que Dios resuene en mi interior como un arpa, entonces saldrán los mejores sonidos, no perderé la paz en las prisas y veré como Jesús veía todo lo que le rodeaba. Entonces no solo gozaré de las flores, también oiré la savia recorriendo toda la planta y escucharé como respira. Entonces tendré tiempo hasta para la risa..

Leer más...
 
«Vemos a Dios en el hombre. Éste es el verdadero tesoro del cristiano» PDF Imprimir E-mail
Información - Noticias de Interés

...Creo que estamos viviendo en la Iglesia una grandísima oportunidad de recuperación de lo esencial del Evangelio.
No hay duda de que el centro de la vida cristiana es Jesús, el Resucitado, pero éste no se puede separar del hombre con quien te encuentras. Un cristiano es un hombre  una mujer de este mundo, igual a los demás, sin nada de especial salvo la mirada.
El cristiano es capaz de ver cosas que nadie más ve. Vemos a Dios en el hombre. Éste es el verdadero tesoro del cristiano, que sólo seremos capaces de transmitir si logramos simplificar todo lo demás...

Leer más...
 
Caritas no es una ONG más, afirma Benedicto XVI PDF Imprimir E-mail
Cáritas - Noticias
Sábado, 28 de Mayo de 2011 01:05

CIUDAD DEL VATICANO, viernes 27 de mayo de 2011 (ZENIT.org).-Caritas no es una ONG ni su misión es hacer mera filantropía, sino dar testimonio del amor de Dios a los hombres a través de la Iglesia.
Así lo afirmó hoy el Papa Benedicto XVI, al recibir en audiencia a los miembros de Caritas Internationalis, que han concluido su asamblea general en Roma con la elección de un nuevo secretario general.
Se trata de una reunión importante para este organismo eclesial, en la que se ha debatido sobre su carácter eclesial y su misión caritativa en el mundo.
Caritas Internationalis, subrayó el Papa,
“es distinta de otras agencias sociales porque es un organismo eclesial, que comparte la misión de la Iglesia”.

Leer más...
 
Soñando un futuro nuevo para la mujer en la Iglesia PDF Imprimir E-mail
Igualdad de Género

Dada la actual situación de la mujer en la Iglesia es difícil pensar en un cambio a corto e incluso a largo plazo,… Soñar es una manera de alentar el deseo y éste tiene una gran fuerza transformadora. Soñar es el primer paso para cambiar la realidad, es una manera de hacer verdad las utopías. Soñar y … empujar la historia en la dirección de lo soñado.
Sueño una Iglesia que es realmente una comunidad inclusiva y paritaria, donde mujeres y hombres concentramos nuestras fuerzas en hacer verdad la Buena Noticia, luchando por expulsar los “demonios” de la pobreza, la injusticia, la violencia, el sexismo, el patriarcalismo, la violación de los derechos humanos, la explotación y el tráfico sexual de mujeres y niñas, la explotación laboral, la violación como arma de guerra…
Sueño una Iglesia en la que los lugares de decisión y gobierno no estén condicionados por el sexo sino por la preparación, el amor y la capacidad de servir a la comunidad y de un modo prioritario a los más necesitados…
Sigo soñando una Iglesia en la que, ya que nos atrevemos a imaginar y proponer imágenes de Dios antropomórficas, éstas sean fieles a mostrar la verdad de que Dios creó al hombre y a la mujer a su imagen y semejanza, y ya nunca más se excluya de la representación de Dios el cuerpo de la mujer y su sexualidad. Que de una vez por todas el cuerpo femenino deje de ser no apto para revelar a Dios….
En esta hermosa y ardua tarea todos y todas necesitamos convertirnos a la Buena Noticia del Reino y su llamada a creer en ella y a hacerla verdad en la historia, en la Iglesia

Leer más...
 
Abriendo los ojos...del corazón PDF Imprimir E-mail
Domingo, 05 de Diciembre de 2010 15:59

Nos disponemos a orar  los que vamos como corriendo, con una velocidad que nos impide “entrar”, profundizar en la realidad. Necesitamos parar, concentrar nuestra mirada pues es la única manera de “darnos cuenta del tiempo presente”, que la mañana apunta en la noche. Abrir bien los ojos, sobre todo los del corazón que ven lo esencial. Y los oídos para captar el murmullo de la vida. “el árbol que cae en la selva mete más ruido que la hierba y los otros árboles que crecen”. Calma, serenidad. No estar “divertidos”, distraídos”, desparramados, con atención, entendida como la capacidad de vivir y ver el momento presente, el pensamiento errático es fuente de infelicidad. Pide al Espíritu colirio para tus ojos, capacidad de sentir “lo que se mueve y crece”, la vida, “la promesa de Dios”
Estamos en  Adviento: tiempo de ojos, oídos, embarazo y conversiones. Necesitamos parar y enfocar… y poner el dial en la onda de Dios para sintonizar bien con sus mensajes; como el sismógrafo para captar los movimientos “internos de la tierra”; hay que hacer la “ecografía” al tiempo presente. ¡Danos Señor saber verte!

 
<< Inicio < Prev 41 42 43 44 45 46 Próximo > Fin >>

Página 45 de 46

Agenda

There are no upcoming events currently scheduled.
Ver todo el calendario

Diócesis de Bilbao

Caritas

Liturgia 

ADAP

Catequesis